Miles marchan por la seguridad

Nacional / INT

Fotos: Notimex, El Universal.
31 de Agosto de 2008.

Miles marchan por la seguridad

14 fotos, Fotos: Notimex, El Universal.
31 de Agosto de 2008. »


¡Que se vayan si no pueden contra el secuestro, la violencia y la impunidad! exigieron miles de participantes en la marcha “Iluminemos México” que se llevó a cabo en todo el país. Aunque se dijo que sería una demostración silenciosa, en varias partes estalló el reclamo: ¡Ya basta!

Familias completas llevaron banderas blancas y tricolores en más de 50 ciudades del país y el extranjero.

Vestidas de blanco en su mayoría, al final prendieron sus veladoras y entonaron el Himno Nacional.

De pronto estalló el silencio. Era un silencio desconcertado, cansado. En la gran plaza, por unos momentos, quedaban guardados los gritos, las demandas, los desahogos.

Reaparecieron incontenibles las voces: “México quiere paz”, “¡Si no pueden renuncien!”. También: “¡No más secuestros, no más violencia!”. Y: “¡Por un México seguro!”. Y como a lo largo de toda la marcha, como se oyó, como se leyó: “¡Ya basta!”.

Fue una tarde blanca. De ese color vistió la gente en su mayoría. Pero blancas también fueron las lágrimas de una mujer, pintado su rostro, trabaja como payasa en fiestas infantiles. Hace cuatro años secuestraron a su hija, le hablaron por teléfono, le dijeron que se la iban a regresar en pedacitos.

En la Ciudad de México miles de personas caminaron del Ángel de la Independencia al Zócalo, en medio de exigencias de una mayor seguridad y fin a la impunidad.

Una manifestación que literalmente rebasó a sus convocantes. Ellas y ellos quedaron atrás. Hombres, mujeres, ancianos, jóvenes, niños, se fueron uniendo en diversos tramos.

A las cinco y media de la tarde empezaron a caminar. Así, por que sí, sin que alguien diera la orden. En la primera línea iban los dirigentes de las diversas agrupaciones organizadoras.

Desde las tres de la tarde ya había varias personas ante la Columna de la Independencia. Ahí estaban las mantas, las fotografías, las leyendas.

Había enojo, irritación, rabia, impotencia. Fue la marcha del hastío.

En Monterrey, Nuevo León, dos mil manifestantes se congregaron en la Plaza Morelos y llevaron su marcha hasta la explanada de Los Héroes frente a Palacio de Gobierno.

Algunos ciudadanos fueron llegando poco a poco a la marcha y se fueron incorporando en los diferentes cruceros, todos unidos al silencio del dolor.

Cientos se reunieron para pedir paz en el país e iluminar la esperanza de familiares que han sido víctimas de la delincuencia organizada.

Comentarios

Fotos más vistas